[REVISIÓN] Consejos para el manejo de la vía aérea (2 de 4)

** ELEVACIÓN DE LA CABEZA **

¿Por qué hacer esto?

  • Mejora la visualización agrandando el espacio debajo de la lengua y la epiglotis
  • Se requiere menos fuerza para la exposición completa de la laringe
  • Luego de la laringoscopia bimanual, la elevación de la cabeza es la segunda manipulación realizada más fácilmente para mejorar la visión de la laringe

Nota:

Al igual que el posicionamiento oreja-muesca supraesternal, la elevación de la cabeza está contraindicada en el contexto de una patología espino-cervical conocida o sospechada

Técnica:

  • Realizar mientras se toma el laringoscopio con la mano izquierda
  • Llevar la cabeza del paciente al occipucio con la mano derecha, manteniendo la cara paralela al techo
  • Cuando se alcanza la visión ideal, liberar la mano derecha
  • Si es posible, suspender brevemente la cabeza con el laringoscopio e intentar la intubación
  • Si la cabeza es muy pesada, hacer que un asistente sostenga la cabeza y los hombros del paciente

** ESTILETE RECTO CON CURVA AL FINAL (“palo de golf”) **

¿Por qué hacer esto?

  • Las dimensiones del eje mayor más estrechas permiten visualizar mucho mejor
  • Mejor maniobrabilidad dentro de la hipo-faringe

Técnica:

  • La forma ideal del tubo traqueal en forma de estilete es recta hasta el cuff, luego doblar en ángulo ≤ 35 º (>35 º aumenta la probabilidad de impacto mecánico)
  • Usar la comisura derecha de la boca para insertar y girar el tubo
  • El tubo permanece fuera de la línea de visión hasta la inserción traqueal
  • Mantener la punta visible cuando se aproxima al objetivo
  • Si el tubo se engancha en los anillos traqueales luego de la inserción, rotar y avanzar el tubo en el sentido de las agujas del reloj

photo-106_01

** EPIGLOTOSCOPÍA **

¿Por qué hacer esto?

La epiglotis es la primera marca anterior fiable en la parte superior de la entrada de la laringe

Técnica:

  • Preparar la succión para maximizar la claridad anatómica
  • Deslizar la hoja gentil y lentamente por debajo de la lengua
  • Una vez que se vea la epiglotis, mover la lengua hacia la izquierda y levantar el borde la faringe posterior
  • Si no se ve la epiglotis, la hoja puede estar demasiado profunda: retirarla suavemente hasta que se vea la epiglotis
  • Avanzar la hoja completamente dentro de la vallécula
  • Ejercer presión anterior en el ligamento hio-epiglótico (hueso hioides hasta la epíglotis), haciendo que el ligamento tire hacia delante la epiglotis para exponer la glotis
  • Optimizar la vista glótica con laringoscopía bimanual y/o elevación de la cabeza

emDocs

Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Regístrese ahora y reciba un correo electrónico una vez que publique el nuevo contenido.

Nunca voy a regalar, el comercio o vender su dirección de correo electrónico. Puede cancelar su suscripción en cualquier momento.

Publicaciones relacionadas